Instituto de Constelaciones Familiares / Brigitte Champetier de Ribes

El primer paso

Estar en la fuerza

Llevo la mirada a lo lejos y me abro a algo más grande.
Espero y me dejo llenar, con los ojos
abiertos hacia algo más grande.
Siento mi cuerpo.
Tomo conciencia de mis células, moléculas y átomos. Estoy hecha de átomos, soy más vacío que materia. Algo más grande habita el vacío, habita mi vacío, me habita.
Me abro a algo más grande en cada uno de mis átomos, mis moléculas, mis células.

Con paz

Veo todo lo que compone mi vida: personas, situaciones, eventos, emociones, objetos.
Digo SÍ a cada uno.
Miro la vida, el mundo, la naturaleza, todos los acontecimientos.
Digo SÍ a cada uno.
Todo lo que rechazo, por compensación, vivirá en mí.
Me miro, como soy, exactamente como soy y me digo SÍ, asiento a como soy, asiento a mi carácter y mis limitaciones. Soy como tengo que ser.

Vivir con alegría

Veo todo lo que compone mi vida: personas, situaciones, eventos, emociones, objetos.
Digo a cada uno “gracias por ser como eres”.
Miro la vida, el mundo, la naturaleza, todos los acontecimientos.
Digo a cada uno “gracias por ser como eres”.
Me miro, como soy, exactamente como soy y me digo “gracias por ser como soy”.